lunes, 30 de enero de 2012

La "U", el más ganador en la Copa Gato

Desde 2003 y de manera bastante irregular, se disputa la Copa Gato. Desde un principio la "U" marcó presencia y se ha transformado en el equipo que más veces se ha hecho con el trofeo.

Afiche promocional de la Copa Gato.
La Copa Gato se ha transformado en un tradicional trofeo que por lo general se disputa entre la "U" y Colo Colo, aunque también lo han disputado otros clubes.

Pero este trofeo no es irregular sólo en cuanto a sus participantes, sino también en la época del año en que se realiza y también la cantidad de veces que se disputa. Sin embargo, ya desde el 2008 el tema se ha regularizado y se disputa sólo una vez al año.

La "U" ha ganado el trofeo en 11 oportunidades transformándose en el equipo que más veces lo ha ganado. El rendimiento es excelente considerando que lo ha disputado en 15 ocasiones, siendo derrotado en 3 oportunidades por la UC y en una por Colo Colo. De lejos lo sigue Colo Colo con 6 triunfos, sin embargo, sólo uno ha sido frente a la "U".


Esta Copa comenzó a disputarse el 5 de marzo de 2003 y enfrentó por primera vez a la "U" ante la UC en el estadio Lucio Fariña de Quillota. Aquella vez el conjunto azul cayó derrotado por 2-1 con descuento anotado por el argentino Fernando Pierucci.

La primera victoria llegaría el 6 de noviembre de 2003, pero no sería ante un clásico rival, sino ante Everton. En un partido jugado en el Sausalito de Viña del Mar, la "U" ganó 2-0 con anotaciones de Pierucci y Rivarola.

Pero el primer triunfo ante el archirrival llegaría el 29 de mayo de 2004. En un entretenido partido jugado en el estadio La Portada de La Serena, la "U" derrotó a Colo Colo por 4-3 con goles anotados por Rivarola, Gioino, Adrián Rojas y Cristián "La Nona" Muñoz. Fue segunda vez en el año que la "U" lo convertía cuatro goles a Colo Colo, pues apenas unos meses antes lo había derrota 4-0 por el Campeonato, en lo que sería recordado por los hinchas como "el día nacional del baile".

En el segundo semestre de ese 2004 y como nunca en la breve historia de esta Copa, se disputaron 3 superclásicos en apenas 2 meses y medio . La "U" ganó dos y empató otro, pero lo perdió en definitiva desde los lanzamientos penales.

Otro partido recordado fue el que se jugó el 29 de marzo de 2006 en Chillán entre la "U" y Colo Colo. Aquella noche la "U" derroto al que era por entonces el súper equipo de Claudio Borghi, con anotación de Luis Pedro Figueroa y golazo desde fuera del área de Esteban Valencia.

Un partido que fue especial fue el del 13 de enero, en que no se jugó ante el clásico rival, sino ante La Serena  en La Portada. Aquella tarde la "U" derrotó por 4-0 al conjunto papayero con cuatro anotaciones del refuerzo Joel Soto, lo que hacía pensar que tanto él cómo el equipo por entonces dirigido por Salvador Capitano serían animador importante del Torneo Nacional, mas aquel rendimiento se quedó en La Serena y nunca volvió a repetirse.

En Julio de 2007 se disputó la única Copa Gato que se definió en partidos de "ida y vuelta". La "U" enfrentó a Colo Colo y ambos partidos se disputaron en La Portada de La Serena. En la ida fue empate 1-1 y en la vuelta el triunfo fue para los azules por 2-1, obteniendo nuevamente el trofeo.

En 2008 la "U" sufriría la que sería la única derrota ante Colo Colo por la Copa Gato. En un partido disputado en Iquique, los azules cayeron por 2-1. Pero la "U" se tomó revancha en los años siguientes ya que 2009, 2010 y 2011 ganó el trofeo ante su clásico rival. Muy especiales serían los clásicos de 2010 y 2011.

En el de 2010, Rivarola volvía a la "U" y disputaba su primer clásico en su retorno. El partido se disputó en Concepción y logró convertir mediante cabezazo, siguiendo con su costumbre de anotarle al conjunto albo. Aquel partido terminó igualado 2-2 y mediante penales el triunfo fue para los azules.

La historia del héroe azul se repetiría en 2011, esta vez en un clásico disputado en Temuco, pues entró cuando el partido lo ganaba la "U" por 2-1, y faltando pocos minutos para el final, con una gran jugada asociada selló el marcador anotando el 3-1.

Puede que esta Copa tenga poca relevancia, pero con el paso de los años se ha transformado en algo típico de las pretemporadas del fútbol chileno y ya se ha ganado cierto prestigio. Cierto también es que los clásicos siempre son clásicos, y por muy amistosos que sean, siempre se deben ganar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Es muy aburrido leer tantas opiniones escritas por "Anónimo". Ponte un nombre o nick de manera de que sea más fácil contestarte. Gracias por tu comentario.